jueves, 21 de noviembre de 2013


“El humor en el lenguaje popular del cubano”

 Numerosos son los ejemplos de las "creaciones" que han nutrido la forma de hablar entre nosotros los cubanos, con ese toque de humor que nos caracteriza. De ahí que “necesidad de ver a una persona "tinta en sangre" no significa que existan sentimientos homicidas hacia ella, sino que urge contactarla contra viento y marea.


"Estar trabajando para el inglés" no es haber sido contratado por un británico, sino esforzarse por un beneficio ajeno. Una "flauta" puede no emitir sonido musical alguno, teniendo en cuenta que este término se utiliza en muchas ocasiones para referirse a una barra de pan.






“Brincó el charco”, es otra expresión muy común que se dice de alguien que se fue de Cuba a vivir al exterior.


 Otra frase bastante cotidiana es “Pegar la gorra”, los cubanos sabemos que se dice a las quienes  llegan a un lugar o casa de otra persona o familia, y se queda a comer, sin haber sido invitado. Ahora bien, lo que siempre me he preguntado: ¿Qué tendrá que ver la expresión pegar la gorra con este asunto?


Y así surgen de vez en cuando expresiones cargadas de humor, como cuando alguien está haciendo algo para salir del paso y dice que eso va a quedar “Como Dios pintó a Perico”, esta frase la escucho mucho de mi madre cuando está apurada en los quehaceres de la cocina.

No hay comentarios:

Publicar un comentario